Políticos católicos de América y Europa responden al llamado de Fratelli Tutti

Se reúnen parlamentarios y responsables políticos de diferentes partidos de España, Italia, Brasil, México, Colombia, Argentina, Chile, Honduras y Costa Rica para generar propuestas y respuestas a los desafíos de nuestros pueblos.

El Cardenal Carlos Osoro, arzobispo de Madrid, junto con la Academia Latinoamericana de Líderes Católicos construyen una Red Iberoamericana de católicos con responsabilidades políticas en América Latina y Europa para responder al llamado del Papa Francisco en su última encíclica “Fratelli Tutti” en la que el Santo padre hace un llamado a todos los responsables políticos “a ser constructores de caminos de encuentro y puentes de esperanza” y a “tener el coraje de acercarse, expresarse, escucharse, mirarse, conocerse, tratar de comprenderse, buscar puntos de contacto y dialogar”.

Se trata de un evento lleno de esperanza en el que se han sentado en la misma mesa parlamentarios y responsables políticos del más alto nivel de España, Italia, Brasil, México, Colombia, Argentina, Chile, Honduras y Costa Rica de muy distintas sensibilidades políticas para crear un espacio para la reflexión, el diálogo y el encuentro de católicos con responsabilidades políticas que genere propuestas y respuestas a los desafíos de nuestros pueblos.

Cardenal Carlos Osoro: “Para mí este momento es un sueño”

Durante la primera exposición, el promotor de esta iniciativa y miembro de la red, el Cardenal Carlos Osoro, agradeció a los responsables políticos por la participación, asegurando que si además de las diferencias legítimas entre ellos, logramos ser uno para el otro, “estaremos haciendo un milagro impresionante y una aportación fundamental para la vida pública”. “La unidad es superior al conflicto – puntualizó – es el principio básico de la amistad social que estamos intentando realizar entre nosotros”.

Además, expresó su deseo de que esta reunión “sea el principio de una aventura intercontinental, que nos ayude a dialogar, a aprender los unos de los otros, a tender puentes, a cultivar el respeto y el cariño a quien piensa diferente”. Por último, señaló que para él, este momento “es un sueño, un sueño que estamos viviendo juntos, proponer una forma de vida con sabor al Evangelio”.

Fuente: Vaticannews.va

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *